Información científica sobre enfermedades respiratorias

AREA PUBLICA

Descargas   |   Contacto  

Vida Cotidiana

Encuentre Información referida a la vida cotidiana en pacientes con enfermedades obstructivas
o alérgicas de la vía aérea


LAS ACTIVIDADES COTIDIANAS EN LOS PACIENTES CON EPOC


La existencia de enfermedad pulmonar obstructiva crónica plantea un desafío para las actividades cotidianas y el ambiente físico, tendientes a promover la función respiratoria y la calidad de vida.

La primera impresión que puede recibir de su médico el paciente a quien se diagnosticó una enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), es que de aquí en más su vida será una larga lista de limitaciones y que todo se complicará notoriamente.
No obstante, las mayores limitaciones (más allá de las que imponen los diversos grados de afectación respiratoria de la enfermedad) pueden ser resueltas siguiendo una serie de premisas básicas, que muy probablemente, con el correr del tiempo el paciente comenzará a adoptar para su propio beneficio.

Algunos consejos básicos para la vida diaria

  • El ambiente hogareño

Las condiciones ambientales óptimas para el hogar y los lugares de trabajo consisten en una temperatura que oscile entre los 19 ºC y los 21ºC, con un grado de humedad que promedie 45%. Recuerde que el frío y los cambios de temperatura en general (entrar en un ambiente con aire acondicionado luego de una caminata al sol en verano, por ejemplo) son enemigos de los problemas de salud respiratoria.

  • Vestimenta

Es conveniente optar por ropa liviana, sin exagerar la cantidad de prendas a colocarse una sobre otra. Recuerde evitar el uso de fajas, corsés o cinturones que puedan comprimir el tórax y dificultar su expansión.

  • La hora del sueño

Es aconsejable adoptar una rutina para la hora del descanso, regularizar horarios y suprimir alimentos que contengan cafeína o alcohol antes de dormir. También se deben evitar, en horas de la tarde, las siestas o descansos que superen los 90 minutos.

  • Pasatiempos y ocio

No deje de lado actividades sociales o la vida de relación; organice un plan de pasatiempos que incluya música, algún ejercicio ligero, charlas con amigos, juegos de salón, lecturas, películas.

  • Sexualidad

En principio, el paciente con enfermedad pulmonar obstructiva crónica no tiene por qué privarse de la actividad sexual. Tenga en cuenta, no obstante, que durante su realización podría experimentar pequeños aumentos en la frecuencia respiratoria y cardíaca.
No se alarme si su deseo sexual ha mermado, ya que la fatiga, la falta de aire, el uso de oxígeno y algunos probables efectos colaterales de la medicación pueden contribuir a esta situación.

Como consejo general, trate de evitar las relaciones sexuales luego de la comida y practíquelas en una habitación climatizada adecuadamente, tal vez con un período de relax o descanso previo. La adopción de una postura cómoda evitará la aparición de síntomas indeseables; en algún caso el especialista podrá indicarle el empleo de algún tipo de espray para los bronquios, para utilizar antes y después del encuentro.
Como puede apreciarse sólo se trata de hacer pequeños cambios en la rutina, que tal vez incluso sean de utilidad para mejorar otros aspectos del funcionamiento físico en general. Converse de estos temas con su médico, sin temores.

PHX/CCI/0132/16 - Editora Médica Digital.



Mostrar Todas